Federación de Baloncesto de Madrid

Publicidad:
Publicidad

ÁREA TÉCNICA - Selecciones - Campeonatos de España

Un oro para toda la vida



Por segundo año consecutivo y quinto en total, la selección femenina de minibasket se proclamó campeona de España. Lo hizo en un #PlanetaMini perfecto, con pleno de victorias, la última en la final ante Andalucía por 72-80 en un partido que empezó bien pero en el que hubo que pelear hasta el último segundo. Mientras, en el duelo por el bronce, los chicos no pudieron con un combinado canario más físico, que se hizo con el partido en la segunda mitad pese al tremendo esfuerzo de la selección. Fotos: FEB / Rocío Benítez.
 


Todos los partidos: Fase de grupos / Cuartos de final / Semifinales

Galería de fotos de las finales (FEB.es)


MIÉRCOLES 5 DE ABRIL

FINAL FEMENINA

Andalucía 72 - Madrid 80

Acta digital

Partido completo

La final comenzó con muchos nervios entre los dos equipos. Lógico por todo lo que estaba en juego. Julia Niebla abrió el marcador de la mejor forma posible, con un 2+1 que puso a Madrid por delante y abrió la caja del talento en los dos equipos, especialmente en el dirigido por Paula Domínguez. El balón empezó a entrar y el marcador a moverse. Madrid contaba con la solidez en el rebote de Uki Omuruyi, lo que permitía rápidas transiciones en el resto del equipo. Muy sólidas atrás y veloces delante, las madrileñas lograron una ligera ventaja que fue creciendo durante el primer sexto hasta alcanzar un ilusionante 6-16.

Había que aprovechar el momento y Daniela Camacho lo hizo nada más empezar el segundo periodo con un triple que alargó la ventaja hasta +13. La selección concedía pocos huecos en defensa y, en ataque, miraba directa al aro. Como en el siguiente triple, de Paula Cortijo, el 8-22. Trabajo, atrevimiento y descaro para alcanzar la máxima diferencia, porque tras un tiempo muerto, las andaluzas empezaron a despestar (12-22 a 3:50). Camacho alejó el peligro, pero la final seguía viva como demostró el segundo parcial de 9-10 para 15-26. El oportuno triple de Niebla demostró que la selección quería romper el partido cuando antes. Un rebote ganado por Uki supuso el 18-35 y provocó el parón en el banquillo andaluz. Otro tiempo muerto y otra reacción, un 6-0 que acabó con cualquier posible confianza. Con 24-37 al descanso, había que seguir trabajando.

Otro triple abrió el cuarto periodo, este a cargo de Vera Blázquez, pero Laura Ferrer lo devolvió y el posterior 31-40 a 3:40 metió presión al encuentro. La selección tuvo que aumentar la intensidad en defensa para mantener la ventaja alrededor de los diez puntos (33-43). Una barrera que se rompió al comienzo del quinto. Aunque sin grandes porcentajes de acierto, Andalucía creía en la remontada. Un triple de Marta Rodríguez, el 37-44, encendió las alarmas. Paula Barranco recortó aún más y las andaluzas llegaron a ponerse a cuatro (44-48 a 3:40) antes de que Madrid cerrara el último periodo con 52-59. Un último acto que arrancó con un intercambio de triples. Los dos equipos se la jugaban con todo. A los dos minutos nada había cambiado (57-64). Dos contras seguidas, de Lourdes Martín y Camacho, sirvieron para devolver el +10 (59-69), pero Andalucía seguía peleando (65-71 a 3:42, 68-73 a 2:37...), en su intento de llevar el partido a un final apretado. De hecho, la final entró en los últimos dos minutos con 70-73. En esos instantes decisivos, Camacho (19 puntos) aprovechó una contra para alargar la brecha y otra para rematar el partido. ¡Campeonas!


TERCER Y CUARTO PUESTO MASCULINO

Canarias 85 - Madrid 73

Acta digital

Partido completo (Canal FEB)

La selección salió dispuesta a cerrar el campeonato con medalla y lo demostró con un parcial de 6-23 que parecía inclinar el choque desde el primer periodo. Una falsa impresión porque aún quedaba mucho partido. Canarias aguantó el temporal en los dos siguientes (29-46 al descanso) e inició la remontada en el cuarto con un parcial de 14-5 que apretó el marcador hasta 43-51 a falta de los dos últimos periodos.

El quinto confirmo todavía más ese equilibrio (52-54). Con Airam Alonso al frente del ataque, la selección aguantaba la ofensiva canaria, aunque el marcador no tardó en darse la vuelta (59-58) tras el acierto de Shaun Stewart. Comenzaba un partido nuevo, una cerrada lucha por el metal con mínimas diferencias (61-63 a falta del último) y muchos nervios en los dos equipos. La selección intentaba combatir el físico de los canarios con un juego directo y atrevido, pero no todos los tiros entraban y de ahí el 71-65 cuando el choque entraba en los últimos cinco minutos. Aunque Airam enchufó un oportuno triple, los canarios mantenían una ligera ventaja (76-68 a 3:36) que se hizo decisiva con el paso de los minutos. No habrá medalla pero sí el tremendo aplauso a un trabajo hasta el límite de las fuerzas.



Galería
Publicidad:
Publicidad
Publicidad:
Publicidad
Publicidad:
Publicidad
Publicidad:
Publicidad