Publicidad:
Publicidad

PORTADA - NOTICIAS

Un Madrid superlativo repite Torneo FLL



Todos aportan, todos suman... Desde la fuerza del bloque, del EQUIPO con mayúsculas, el Real Madrid conquistó su octavo torneo de la Fundación Leucemia y Linfoma, séptimo consecutivo. Desde 2013 los blancos mandan en la cita solidaria organizada por la FLL y la Federación de Baloncesto de Madrid. En esta décima edicion, había duros rivales, como el Gran Canaria, que en el último Campeonato de España infantil solo cedió ante los blancos en la prórroga. Pero esta vez el Madrid fue muy superior y ya estaba 17 arriba cuando Kany Tchanda, el jugador clave del Gran Canaria y MVP del torneo tuvo que retirarse lesionado.


FINALES. Domingo 1 de diciembre


FINAL

GRAN CANARIA 69 - REAL MADRID 88

Estadísticas

Vídeo del partido en BasketCantera.TV

La repetición de la final del último Campeonato de España era un pulso entre dos equipazos, y así empezó, con los brazos en alto. A los tres primeros puntos del Madrid respondió el Gran Canaria con un 2+1 de Jassel Wladimir Hernández. Jesús Vilasánchez se encargaba de vigilar a la gran amenaza canaria, Kany Tchanda, y, de paso, sacó una falta que valió para adelantar a su equipo, aunque dentro de un comienzo de partido extraordinariamente igualado. Si Abel Delicado encontró el camino para hacer el 3-6, Gonzalo Cabrera calcó la jugada en el aro contrario. Tchanda apareció para dar ventaja al Gran Canaria, con un mate espectacular, e Izan Almansa para anularla... Al final del primer cuarto, un mínimo 17-16 para los canarios.
 
Cuatro puntos seguidos, de Jan Vide y Alexandre Sarr (al capturar el rebote del tiro libre), dieron la vuelta al marcador nada más empezar el segundo periodo. El Madrid mostraba todo su arsenal a campo abierto mientras por dentro seguían saltando chispas, ahora con Sarr sobre Tchanda. El francés incluso ganó un rebote en ataque para hacer el 21-24, ampliado con la rapidísima contra de Adrián Bazaga. Cuando Hugo González llevó la ventaja del Madrid a los ocho puntos (21-29), el técnico del Gran Canaria, Javier Chorén, detuvo el crono. Sin embargo, el Madrid alcanzó los doce (26-38) y, a pesar de la reacción canaria, los conservó en el descanso (32-44) gracias a un espectacular mate de Kaya Shona Mutambirwa y a la canasta postrera de Abel Delicado. La distancia creció aún más al comienzo del tercer cuarto. Mientras el Gran Canaria concentraba su poder ofensivo en Tchanda, ya con 12 puntos, el Madrid los repartía: Delicado, Bazaga, Mutambirwa...Todavía quedaba mucho partido y enfrente estaba un subcampeón de España, pero Hugo González allanó el camino con un triple (36-53) justo antes de que Tchanda tuviera que retirarse con un golpe. Un alley oop entre Hugo González e Izan Almansa, más otros dos puntos del murciano en la siguiente jugada, llevaron al Madrid a los veinte de ventaja (37-57), que fueron 25 cuando terminó el tercer cuarto: 47-72. El partido ya estaba en manos de un Madrid superlativo y coral, con todos los jugadores mostrando su talento y engordando sus cifras, en especial Izan Almansa, ya en dobles figuras, y Mutambirwa, que terminó como máximo anotador de su equipo con 16 puntos. El último periodo certificó ese dominio, aunque también dejó destellos del talento de los canarios. A 6:40 para el final, el marcador estaba en 49-80. Ahí, el Gran Canaria tuvo algo de margen liderado, ante la ausencia de Tchanda, por Gonzalo Cabrera y Jassel Wladimir Hernández. Los canarios llegaron a sumar un parcial de 11-2, pero el partido y el torneo ya tenían dueño.





TERCER Y CUARTO PUESTO

VALENCIA BASKET 63 - JOVENTUT BADALONA 54

Estadísticas

Vídeo del partido (BasketCantera.TV)

El quinto clasificado del último Campeonato de España infantil (Valencia Basket) contra el tercero (Joventut). El duelo por el bronce ofrecía muchos alicientes y no defraudó, con máxima intensidad desde el principio e igualdad en el marcador (6-6 a los cuatro minutos). Un partidazo con los dos equipos volcados y lleno de acciones de calidad, como el reverso de Joel Pérez (6-8), que llegó al final del primer cuarto con el mismo equilibrio: 13-13.

El segundo comenzó igual, con un intercambio de golpes entre los dos equipos. El 2+1 de Rubén David de Oliveira, uno de los mejores jugadores de la Penya en el torneo, hizo saltar a su banquillo, pero el tiro adicional no entró. Sí lo hizo acto seguido el contrataque de Albert Garrido. Con su baloncesto de alta escuela, directo y efectivo, el Joventut intentaba escaparse. Sin embargo, Jesús Hernando no tardó en llevar otro empate al marcador, el 19-19 a 7:22 para el descanso. Una nueva muestra del equilibrio entre las dos canteras. Como también lo fue el 28-28 del descanso tras el canastón de Albert Garrido para la Penya.

Uno de los grandes duelos del partido estaba en la pintura, entre José Luis Roberto por el Valencia Basket y Rubén David Olivera en el Joventut. La tercera falta del valenciano, al poco de empezar el tercer cuarto, fue un hándicap para su equipo. De hecho, coincidiendo con su ausencia, el Joventut encadenó un parcial de 0-6. Sin embargo, Sergio de la Rea (invitado al torneo) y Adrián Salvador tiraron del Valencia Basket, que a dos minutos para el final del tercer periodo estaba por delante: 43-39. El bloque del funcionaba, y de ahí el 47-41 con que terminó el tercer cuarto. Todavía quedaba un último periodo con cierto suspense porque el Joventut insistió, pero la maquinaria taronja ya estaba a pleno rendimiento. José Luis Roberto, de regreso a la pista, hizo el 53-45 a cinco minutos para el final y, a 1:28, el Valencia Basket mantenía seis puntos de renta: 57-51. Suficiente para llevarse el bronce.



5º y 6º PUESTO

CB FUENLABRADA 48 - MOVISTAR ESTUDIANTES 59

Estadísticas

Un clásico del baloncesto madrileño para empezar. Fuenlabrada y Estudianes madrugaron para pelear por el quinto puesto. Quizá era un premio escaso, pero el partido resultó igual de intenso que los demás del torneo, aliñado además por la eterna rivalidad. El Estudiantes sacó enseguida una de sus armas, los triples del estonio Stefan Vaaks, al que se unió Mateo Batlle para firmar, también desde lejos, el 2-7. Y el Fuenla recurrió a las suyas, como la velocidad con la que Pablo Vila dejó a su equipo a uno: 6-7. Cada uno a su estilo en un partido muy abierto, que llegó al final del primer cuarto con equilibrio absoluto: 14-14.

Una contraataque culminado por Andrés Mayo adelantó al Estudiantes al comienzo del segundo periodo, con los dos equipos peleando por cada balón y el mismo equilibrio en el marcador: 16-16, 18-18... Al menos hasta que Jeremy Pinales y Andrés Mayo dieron cuatro puntos de margen al Estudiantes provocando el tiempo muerto del técnico fuenlabreño, Rubén Sánchez. Reacción fulminante, nuevo empate (esta vez a 22)... y contraréplica de un Estudiantes, un 0-5 que valió para llegar al descanso con 24-29.


El comienzo del tercer cuarto fue del Fuenlabrada: un parcial de 8-0 culminado con el 2+1 de Jaime González provocó el parón en el banquillo del Estu. Instrucciones recibidas y enseguida volvió la igualdad (32-32 a 4:55), siempre dentro del mismo ritmo rápido, de costa a costa, propio de los dos equipos. Al cierre del tercer cuarto, más de lo mismo: 37-37. Ninguno de los dos equipos podía romper el partido. El Estu volvió a intentarlo, pero Santiago Rodriguez lo evitó con un triple. A cinco minutos para el final, el duelo por el quinto puesto seguía en un pañuelo (44-44). Entonces  Jeremy Pinales abrió y cerró con dos triples un parcial de 0-10 que ya resultó decisivo.
Galería
Publicidad:
Publicidad:
Publicidad
Publicidad:
Publicidad
Publicidad:
Publicidad