Publicidad:
Publicidad

EN JUEGO - FBM - Senior

Sun Chlorella Dragons se queda solo en lo más alto



El grupo Par de la Liga VIPS masculina ya tienen un líder solitario: el Sun Chlorella Dragons. Desde arriba, dominando el rebote con Keita Karamoko (18 capturas) y el MVP Eric Marciel (12), los jugadores dirigidos por Adrián Sueiras superaron por 52-73 al otro equipo que seguía invicto después de las tres primeras jornadas, el Villalba Gilmar. La brecha se abrió ya en el primer cuarto (9-20) y se mantuvo abierta, rondando los veinte puntos, durante el resto del encuentro pese a los intentos de los villalbinos.


PARTIDO VIPS



Villalba Gilmar 52 (9+16+14+13): Omar Gatto (8), Luis Lluesma (14), Antonio Manuel Martín (2), Alejandro Pérez (2), Arturo Hernández -cinco inicial- Ignacio Gómez (3), Tihomir Nikolov (5), Javier González (8), Jaime Gallar (3), Juan Ríos y Jesús Verdugo (7).

Sun Chlorella Dragons 73 (20+23+10+20): Joona Heinonen (10), Aksel Borg (8), Diego Soto (10), Eric Richard Marciel (13), Íñigo González-Choren (8) -cinco inicial- Adahi Usaola (4), Jaime Ayuso (3), Mateo Alonso (5), Melchior Hughes (4) y Keita Karamoko (8).


Árbitros: Andrés y Bárez.

MVP del partido: Eric Richard Marciel (Sun Chlorella Dragons). 13 puntos, 12 rebotes y 22 de valoracion.

Estadísticas en SWISH (NBN23)



Los dos equipos llegaban a la cita invictos. El Sun Chlorella Dragons, además, con ausencias (solo diez convocados), pero eso no le impidió empezar por delante (0-3). Los dos equipos ofrecían lo esperado: velocidad y electricidad el Sun Chlorella Dragons; un juego más reposado, buscando los espacios, el Villalba Gilmar. Pero los visitantes contaban además con el físico de Aksel Borg y Eric Marciel que firmaron respectivamente el 2-7 y el 2-9, provocando el primer tiempo muerto de Jesús Torralba. Tras la pausa, la brecha se abrió aún más. Aunque el descanso de Marciel mermó ligeramente el poder interior de los visitantes, a 2:42 el marcador estaba en 6-13, y Joona Heinonen amplió la ventaja desde los tiros libres. El regreso de Marciel certificó aún más el dominio del Sun Chlorella Dragons en el rebote y el 9-20 del primer cuarto reflejó esa superioridad.

El segundo periodo comenzó con un intercambio de golpes. Los villalbinos intentaban evitar la escapada de su rival, pero era complicado superar a un muro llamado Marciel. Y cuando lo conseguían no había segundas opciones... Lo que sí logró Tihomir Nikolov fue sacar la falta (12-24 a 6:54). Los dos ataques siguientes, culminados por Luis Lluesma, confirmaron que el UB Villalba seguía en el partido, además de provocar el tiempo muerto de Adrián Sueiras. El parcial llegó hasta 7-0 antes de que Heinonen rompiera la sequía visitante y abriera un nuevo (y demoledor) estirón de su equipo, que se puso en +13 (20-33) a 3:47 para el descanso y, a base de velocidad, aumentó la ventaja hasta el 25-43 con que se llegó al ecuador del encuentro.

El comienzo de la segunda mtad no varió el argumento. Los villalbinos lo intentaban pero chocaban una y otra vez contra la defensa de un Sun Chlorella Dragons que no tardó en ponerse veinte arriba. Solo desde lejos Lluesma pudo acortar distancias... y, poco después, Jesús Verdugo rebañó bajo el aro el 31-47. Pero era difícil llegar más lejos ante el poder reboteador de Keita Karamoko o el MVP Marciel... Y cuando Nikolov saltó el muro para hacer el 35-49, llegó la inmediata réplica de Diego Soto. Pese a la insistencia de los villalbinos, el tercer cuarto apenas cambió nada: 39-53. El último arrancó con un 0-5 que allanaba aún más el camino para los visitantes. Omar Gatto voló hacia el aro para demostrar el orgullo local, pero poco más se podía hacer ante un Sun Chlorella Dragons superior en la pintura (55 rebotes por 39 de Villalba), que mantuvo la distancia en el marcador sin excesivos problemas (46-61 a 6:20) y que ofreció detalles como el mate de Karamoko (46-68) o el triple de Jaime Ayuso (48-72). Un líder invicto y muy sólido.

Galería
Publicidad:
Publicidad
Publicidad:
Publicidad:
Publicidad: